Ubud, el corazón de Bali

Cierra los ojos e imagina como sería viajar a Bali. ¿Qué imágenes se apoderan de tu imaginación? ¿Arrozales de un verde eléctrico? ¿Mujeres y hombres trabajando la tierra con sombreros cónicos de paja y amplias sonrisas? ¿Palmeras infinitas y vegetación exuberante? ¿Misteriosos templos? O tal vez, ¿una exótica cultura esperando a ser descubierta? En ningún otro lugar durante mi estancia en Indonesia estas imágenes fueron más reales que en Ubud, una encantadora ciudad en el interior de la isla de Bali.

Ubud debería ser una parada obligatoria en tu viaje. Aunque es bastante turística sigue manteniendo la esencia balinesa a flor de piel y es el centro cultural de la isla. Repleta de coquetos cafés, animados restaurantes, un sinfín de comercios de artesanía y bellísimos templos en cada calle, en Ubud podrás relajarte y entretenerte a partes iguales. De hecho uno de los mayores atractivos de la ciudad es que ofrece un sinfín de posibilidades. Hay muchas maneras de conocer y disfrutar de la ciudad…tan solo tienes que elegir la tuya!

Ubud es…

Espiritualidad

Ubud es un lugar ideal para sentir de lleno la influencia hinduista en esta parte de Indonesia. A pesar de ser un país mayoritariamente musulmán, en la isla de Bali el 90% de la población practica el hinduismo. Ubud está repleto de bellísimos templos como el de Saraswati y los dioses Ganesha y Hanuman se asoman entre las puertas a cada oportunidad. Una de las cosas que llamaron mi atención cuando llegué a Bali fueron las ofrendas de flores o comida que los balineses depositan en el suelo a la entrada de cualquier comercio, casa o templo. Si llegas en luna llena, verás que son aún más grandes y vistosas. Ver el ritual cada día te sumerge en una atmósfera muy especial llena de espiritualidad.

Exploración

Una de las principales razones para quedarse varios días en Ubud es utilizarla como base para explorar los alrededores. Recomiendo alquilar una moto o una bicicleta y explorar la zona por libre (aunque también hay tours que los organizan). Así podrás alejarte de las zonas mas turísticas y visitar preciosos arrozales, aldeas y templos a tu antojo. La ruta hasta Tegalallang a unos 26km es muy bonita. Allí se encuentra uno de los arrozales mas famosos. Para llegar hasta allí recomiendo subir por la calle JL Tirta Tawar o JL Jero Gadung y luego guiarse con GPS o preguntando.

El alquiler de una moto para todo el día ronda las 50,000 rupias (unos 3,5 euros) y el de una bicicleta 25,000 (unos 1,7 euros). No te olvides de negociar los precios. Por último si alquilas una moto, recuerda llevar tu permiso de conducir (o el internacional mejor si lo tienes) ya que conocí a algunos turistas que fueron multados por la policía por no llevarlo. Otras excursiones desde Ubud interesantes son visitar el conocido como Templo del Agua o el Volcán de Batur.

Gastronomía

El ambiente en Ubud está dentro de sus encantadores cafés y restaurantes, siempre animados. Podrás probar deliciosa comida indonesia con opciones vegetarianas en cada sitio. La comida sana esta por todas partes: a cada pocos metros encontrarás comercios que venden zumos naturales, delicias vegánas y postres RAW. En definitiva, un paraíso para todos aquellos que disfrutan alrededor de una buena mesa.

Para los más curiosos, en Ubud existe la oportunidad de asistir a clases de comida balinesapara aprender a cocinar auténticas especialidades locales como el Tahu Kare (curry de tofu con especias balinesas) o el Sate Tempe (pincho de soja con salsa de cacahuete). Para comer recomiendo el restaurante Warung Laba Laba situado en una de las calles principales. Auténtica comida balinesa en un sitio pequeño y sencillo pero encantador.

Bienestar

Ubud está lleno de spas que ofrecen masajes y todo tipo de tratamientos estéticos. No probé ninguno pero había sitios con precios económicos. Los verás casi en cada calle, algunos de ellos con mucho encanto y perfectos para relajarse. Además, Ubud es también conocido como un lugar al que muchas personas se dirigen para practicar yoga, con centros que ofrecen clases durante todo el día, retiros o programas detox. Algunos de los más conocidos son el YOGA BarnRadiantly Alive o el White Lotus Yoga & Meditacion Centre. En definitiva, un lugar perfecto para detenerse, reflexionar y mimarse por dentro y por fuera.

Entretenimiento

Ubud es una ciudad tranquila (nada que ver con Kuta y su espíritu de fiesta) pero también ofrece oportunidades de ocio, principalmente dirigidas a una creciente comunidad de extranjeros que la han convertido en su lugar de trabajo (si te tienta la idea visita la web de Hubud). Podrás disfrutar de espectáculos de danza tradicional balinesa casi cada noche. No son gratuitos pero se realizan en espacios abiertos y podrás asomarte para ver si te animas a entrar. Cual fue mi sorpresa al descubrir en mitad de Ubud un cine y encima uno vegetariano. Se llama Cinema Paradiso y la entrada y su nombre hacen honor a la famosa película italiana. Cuando fui proyectaban ‘El Club’ y ‘Mustang’ mientras servían delicias vegetarianas… ¿Que más se puede pedir?

Otros bares también tienen cines al aire libre en las terrazas o música en directo. Por último, no te olvides de visitar el Monkey Forest, un precioso bosque repleto de monos y miles de lianas, muy agradable para pasar unas horas. Se ven muchas crías muy pequeñas y es bonito poder observarlas de tan cerca. Risas aseguradas. La entrada al bosque cuesta 40,000 Rupias (unos 2,7 euros) y en su interior podrás visitar el templo de Pura Dalem Agung.

Artesanía

Ubud es el lugar ideal para realizar tus compras en Indonesia. La ciudad esta repleta de tiendas de artesanía, mercadillos, comercios de joyería o boutiques de ropa. Sin embargo, ya que es un sitio turístico los precios no son baratos. Para encontrar precios económicos recomiendo ir a la calle JL Andong y su continuación JL Petulu (alejadas del centro de la ciudad). Allí encontraras kilómetros y kilómetros de tiendas que venden directamente al público y por lo tanto sin intermediarios. Podrás ver o comprar verdaderas maravillas de mobiliario y decoración. Ideal para explorar la zona en moto.

¿Dónde alojarse?

Ubud esta repleto de opciones para alojarse: hostales para mochileros, homestays o lujosos hoteles. Alrededor de la ciudad también hay varias villas que se pueden alquilar si buscas más calma y levantarte con vistas directas a arrozales. La mayoría de los alojamientos tienen mucho encanto y no puedo recomendar lo suficiente el lugar donde me aloje: el Kamandhani Hostel. El pequeño edicifio solía ser el spa del hotel del mismo nombre (que está al lado) hasta que decidieron reconvertirlo en un hostal para mochileros en el 2016. El precio por una cama en una habitación de 4 personas fue de 120,000 rupias (unos 8 euros) con baño compartido pero dentro de la habitación. No está en pleno bullicio del centro, pero si bien ubicado a unos 20 minutos andando del Monkey Forest y se puede ir andando a todos sitios. Para encontrarlo sigue un camino de tierra que pasa desapercibido. Un lugar encantador, limpio, económico y con un staff atento y agradable.

No hay un solo Ubud por descubrir, sino muchos. ¿Cuál fue tu experiencia? ¿Qué te llama más la atención para visitar esta pequeña ciudad en el corazón de Bali?